Posts Categorized / Blog

¿Economía social?

Posted Posted by APM in Blog, Educación     Comments No Comments
Oct
27

Cada vez se habla más de empresas de economía social pero al equipo de Máscaras no termina de convencernos, porque lo que se define por oposición o restricción no hace sino reafirmar el criterio dominante: el de la tiranía del mercado.

No parece probable volver al trueque como forma de vida así que va siendo hora de ir al fondo de los conceptos para cambiar las reglas. Cierto que no todo se soluciona arreglando algunas ventanas rotas, pero conviene ser conscientes de que es el ambiente, y no la propia personalidad, lo que determina en mayor medida muchos de nuestros actos.

¿Excesivamente individualistas? Sólo en parte. Se trata más bien del aislamiento provocado por la tendencia a sobrevalorar motivos personales internos en los demás infravalorando, por el contrario, motivos externos como el rol o las circunstancias para este mismo comportamiento.

Hablar de economía social es un eufemismo y en el fondo lo sabemos pero la disolución de los venenos no es sencilla porque lo que nos destruye siempre es sólido, sea interior o exterior. Porque ir «contra» alguien parece mucho más fácil para encontrar una motivación que «al lado de». Porque si tienes un enemigo siempre puedes decir que tus fracasos y problemas no son por tu culpa, sino porque alguien «te pone la pierna encima».

En la investigación que fuimos realizando en paralelo a la (larga) fase de edición de la película, nos encontramos con infinidad de datos y estudios que no hacían sino reforzar peligrosas teorías basadas en la caridad y el “buenismo”. La pregunta es: Si se están haciendo grandes esfuerzos para la integración… ¿qué falla? Nos centramos entonces en la palabra “valor”, y ahí colocamos nuestro punto de partida: ¿Por qué “valor” y “valores” tienen interpretaciones tan diferentes?

Aunque no nos guste reconocerlo, lo cierto es que valor y precio se han ido igualando en el imaginario colectivo a través de la propagación de lo que quiere ser pensamiento único, que cada vez se parece más al pensamiento cero. Pero esta lógica de lo mercantil hay que traerla al lugar que le corresponde así que empecemos por entender que el mercado no son sólo transacciones económicas sino un espacio social más amplio

Y como la intención es ir aportando para avanzar hacia las cuestiones de fondo, empezamos por recoger lo que creemos que debe ser la definición de empresa social:

Aquella cuyo objetivo central y declarado es la generación de un incremento sostenido y sostenible de riqueza y bienestar para la comunidad real en la que se asienta y desarrolla.

Esta no es una definición por sí. Incrementar la riqueza implica necesariamente producir, hacerlo de manera sostenida en el tiempo implica generar autonomía. Si el proyecto depende fundamentalmente en sus ingresos de una institución, una persona o una campaña de donaciones, habrá generado nuevas dependencias y aunque estas parezcan más confortables no se habrá generado riqueza sino simplemente se habrá distribuido un dinero con una excusa. Pan para hoy y hambre para mañana.

Frente a la dependencia de la dadivosidad de otros sólo hay una alternativa: acceder y tener éxito en el mercado, es decir, hay que generar valor, hay que producir eficientemente y hay que orientarse, comunicar y satisfacer a los consumidores.

La autonomía así conseguida es la medida y el medio de la empresa social, tome la forma jurídica que tome, sociedad cooperativa, sociedad anónima o incluso sociedad sin ánimo de lucro.

Publicación original: Web de la película Máscaras

Marketing y comercialización audiovisual

Posted Posted by APM in Blog, Innovación     Comments No Comments
Oct
19

«Un futuro que xa é presente»

Este era el título de la jornada organizada el pasado martes por Agapi y allí estuvimos, parte del equipo de Máscaras, para escuchar. Pero ese futuro del que tanto llevamos hablando parece ya un poco encorsetado en definiciones porque se divaga demasiado sobre el «hay que» mientras el «cómo» se sigue mostrando escurridizo.

La jornada se organizaba en torno a dos ejes sin duda importantes: la monetización de contenidos y los canales de distribución. Dos aspectos fundamentales cuya forma de abordarlos se nos antoja estrecha si no se supera la rigidez del concepto sectorial. Y mucho menos si se pone el empeño en lo nostálgico del cine, algo no superado incluso en las propias facultades de Comunicación Audiovisual.

Curiosamente, esa apertura de miras no siempre se encuentra en la gente más joven como cabría esperar, así nos encontramos a un rupturista Pancho Casal con su ejemplo de pescaderías 2.0, y hablando de cómo manejar la rentabilidad de lo gratuito y de preparar «un plan de surf con un story telling en twitter», mientras parte del alumnado se parapeta en un pasado que ya es historia:

La mejor manera de proteger una idea es contársela a todo el mundo. Te la van a copiar en cualquier caso pero al menos se sabrá que fuiste el primero.

Porque esa es una de las claves: «Hazlo, a ver que pasa». Incluso «hazlo y pasará». En todo caso, el objetivo de un Plan es ver como el contenido se transforma en «enséñame la pasta«. Muy gráfico siempre Pancho.

La segunda mesa resultó especialmente interesante por la intervención de Juan Carlos Tous, de Filmin. Llevan ya unos cuantos años experimentando y haciendo para materializar ese futuro que en este país tanto se retrasa y la fotografía que muestra es muy clara: No hay términos medios, o «muchos pocos» o «pocos muchos». La estructura de ventanas terminará por desaparecer por lo que es urgente desterrar el «mito del estreno». Y es una decisión que no se puede dejar en manos de otros, el que produce y financia es quien tiene que decidir.

Como corresponde a quien habla desde la reflexión que viene de la experiencia, de las experiencias mejor dicho, sus afirmaciones son rotundas . Y una de ellas nos llamó especialmente la atención: «No esperes a tener la financiación, ponte a hacerlo y enséñalo». Hay momentos en los que no queda más remedio que utilizar la «táctica PH» (a puro huevo).

Juan Carlos lo tiene claro, compartir en Internet no es dividir sino multiplicar, algo que hay que tener muy claro para romper con la tiranía de la tradición y diseñar la estrategia, aunque luego te encuentres con anécdotas como que twitter se colapsa, como le ocurrió a Nacho Vigalondo con su retransmisión simultanea. Y por supuesto, el nuevo paradigma del momento, Carmina o revienta, cuyo marketing de lanzamiento se centró entorno a la ruptura del modelo de distribución. Se agradece la transparencia y claridad de su exposición.

Son buenos ejemplos, junto con El Cosmonauta, de lo que se puede hacer, pero no es fácil. Como decía Zaza Ceballos, que coordinaba esta mesa, seguimos queriendo hacer productos no convencionales ligados al mercado tradicional. Y es que pagar las nóminas y recorrer nuevos caminos al mismo tiempo no es fácil, pero no queda más remedio que aprender haciendo, bien lo sabemos con nuestra experiencia de Máscaras.

Publicación original: Web de la película Máscaras

Javier Tamarit: “Al principio está la relación”

Posted Posted by APM in Blog, Proxecto Máscaras     Comments No Comments
Oct
5

Escuché a Javier Tamarit por primera vez a principios de los noventa, cuando el lenguaje de lo social era todavía escaso, y bastante torpe. Entonces, hablar de minus-valía ya parecía un avance así que cuando explicó la (dis)capacidad como algo que «no se es sino que se tiene», intuí que estaba hablando del conjunto de la sociedad, de la «normalidad«.

Pero aunque las cosas avanzan con exasperante lentitud, tal vez el misterio de su vitalidad y su capacidad para transmitir está en la eterna sonrisa con la que nos recuerda que hay que evitar el plural para hablar de la persona. Porque todos tenemos nombre.

Tantos siglos de Historia, desde Aristóteles con sus personas incompletas (con minus valor), sólo se pueden superar con palancas de cambio para centrarnos en lo importante: la persona, no la discapacidad. La clave está en los conceptos de diversidad y ciudadanía. En asumir el reto que supone sumarnos a un código ético para una educación sin exclusiones.

A principios de 2011, cuando estábamos inmersos en la grabación de Máscaras, un artículo publicado en El País, Una de vaqueros, se colocó en primera línea de nuestras alertas: creíamos estar haciéndolo bien, pero todo eran dudas. Por eso, tanto el feedback de su vivencia de la experiencia como esta reflexión que compartimos, son un importante aliciente para continuar.

Al principio está la relación”, escribía Martín Buber hace casi un siglo. El mismo autor que escribió “El individuo es un hecho de la existencia en la medida en que se edifica con vivas unidades de relación. El hecho fundamental de la existencia humana es el hombre con el hombre.”

No hay construcción humana en soledad, un recién nacido puede venir a este mundo con una dotación genética que le posibilita la genialidad, pero no será nada si no es con la colaboración de otros seres humanos que le acompañen, colaboren, le quieran, le consideren y crean en sus posibilidades. No es posible construir desarrollo humano meramente rodeado de máquinas, por muy aparentemente ‘inteligentes’ que éstas nos parezcan.

Si observamos a una persona desde la distancia (no física, sino mental y social), la conformamos desde ese instante como un objeto de estudio, retiramos la persona –el sujeto–, y nos ensimismamos con ella como un objeto. Esto puede darse en una relación en la que verdaderamente no existe relación sino observación: por ejemplo, en aquellas relaciones en las que una persona ostenta el poder sobre otra y esto le distancia de la consideración de estar frente a un igual (el Yo y Tú que escribía Buber).

No sólo la inteligencia se construye en interacción con el otro: también los retos, los proyectos, los anhelos de nuestra vida se tejen en la relación con personas que se hacen relevantes para la existencia, que son significativas porque nos merece la pena pasar tiempo con ellas, disfrutar con ellas, construir sueños con ellas, afrontar retos, superar dificultades, sentirnos parte de su existencia, vivir en definitiva una vida plena en comunidad.

Todo esto viene a la mente viendo ‘Máscaras’, la narración compartida de un grupo de personas en plenitud vital, seres iguales que pelean por llevar un proyecto común adelante. Fluye, ondeando suave; danza, chisporrotea en numerosas ocasiones en rostros y emociones de absoluta verdad expresiva. Se palpa la ilusión, la duda, la experiencia del fracaso y el orgullo del logro. Te atrapa esa vida en plenitud de los protagonistas, que son todos aunque aparezcan un sólo segundo.

La película atrapa al espectador y le obliga a recorrer un camino que comienza en el estereotipo: “bueno, va de personas con discapacidad, de personas diferentes y otras personas normales que tratan de que sean como el resto”. El autobús que lleva a las primeras a su asociación así parece indicarlo. Sin embargo, poco a poco, la magia del cine comienza a desempañar una nueva realidad: sigue existiendo la diferencia, pero ésta comienza a revelarse como la verdadera riqueza de esa experiencia compartida por el grupo en su intento por realizar un cortometraje. Al mismo tiempo –al igual que en las aventuras clásicas–, el objetivo final comienza a pasar a un segundo plano, y emerge la propia vivencia compartida como el verdadero tesoro alcanzado. Un tesoro que los protagonistas comparten generosamente con el espectador.

Y acaba la película y te encuentras serenamente extraño ante tu realidad, como si te sintieras aún en el seno de la historia en la que, aparentemente siendo tú el espectador, te supieras participante y, en definitiva, notaras que aquello te va a originar una reflexión larga y profunda. Una belleza de cine, una belleza de obra, una belleza. Sin más.

Ver www.proyectomascaras.com

Artículo realizado en colaboración con Fermín Nuñez (Responsable de Comunicación de FEAPS)

Publicación original: Web de la película Máscaras

Al pie de la letra

Posted Posted by APM in Blog, Educación     Comments No Comments
Oct
2

Lo cotidiano tiene muchas palabras comodín que hemos ido adaptando a la (falta de) exigencia derivada de la necesidad de movernos en terreno conocido. Curiosa contradicción que nos lleva a enterrar lo que está por venir entre patrones y estereotipos.

Y en nuestro abanico de recursos uno de los más socorridos es la palabra «normal». En el desarrollo de este proyecto, «la normalidad» es un concepto que nos hemos visto obligados a revisar constantemente hasta el punto de socavar, en más de una ocasión, ideas que creíamos bien asentadas.

Porque la «normalidad» tiene sus causas y, evidentemente, también sus consecuencias.

Frase a frase y sin darnos cuenta vamos construyendo un escenario en el que la normalidad de ser uno mismo (que es la única normalidad posible) se hace difícil, complicada y tramposa. Sin darnos cuenta vamos escribiendo para los demás, y sin sospecharlo siquiera para nosotros mismos, un guión tan amable como duro, tan sincero como ignorante, tan libertario como suicida. (Manuel Calvillo)

La simplificación de modelos sociales nos lleva al maniqueísmo y a la distorsión de la realidad que oscurece el futuro. Lo único que nos queda es apelar a una verdad reconstruida, no por lo que vemos delante, sino por lo que hay detrás de lo que (no) vemos.

Precisamente porque “frase a frase y sin darnos cuenta” se van asentando los conceptos, no estaría de más preguntarse por lo que hay detrás de las palabras escogidas. Porque lo natural depende del contexto y las reglas que van quedando obsoletas no se revisan sino que, por lo que estamos viendo, se cambian a golpe de decreto cuando conviene… ¿a quién?

Tras las metáforas de la vida moderna se esconden vacíos contradictorios

Si… capacidad es: Aptitud, talento, cualidad que dispone a alguien para el buen ejercicio de algo.

Y… por discapacidad se define “que tiene impedida o entorpecida alguna de las actividades cotidianas consideradas normales, por alteración de sus funciones intelectuales o físicas”

Entonces… además de una definición incompleta, no estamos usando la misma unidad como referencia de medida.

Resulta que una persona con un gran talento para el dibujo, por ejemplo, si coincide que es sorda, entra en la categoría de discapacitada. Y esta etiqueta, antes que su talento para el arte, será la que le acompañará toda su vida. ¿Pero es que alguien tiene todas las capacidades? Si hacemos un repaso, todos tenemos (dis)capacitad para muchas actividades de la vida cotidiana.

El discurso de lo políticamente correcto suele ser paternalista y sus aportaciones, la mayor parte de las veces, residuales, cuando no abiertamente dañinas para el conjunto de la sociedad. Ya que parece ser buen momento para una limpieza general, y puesto que lo inteligente es construir, conviene empezar por airear los falsos y traicioneros supuestos para dejarnos de interpretaciones al pie de la letra. Porque estar al pie de algo o alguien es doblegarse, mejor mirar al horizonte en toda su dimensión

La boca es pequeña para según qué palabra. En cambio, el silencio es inmenso como un viejo caserón familiar: todo cabe y todo se pierde

Publicación original: Web de la pelícual Máscaras

Alberto Núñez Feijóo: “Despois de hoxe comprendo moitas máis cousas”

Posted Posted by APM in ¡Invita al cine!, Blog     Comments No Comments
Sep
19

El Pase Privado del 8 de junio en A Coruña fue de auténtico lujo por muchos motivos:

  • Porque los protagonistas de Máscaras se veían por primera vez. Y en pantalla grande, que es lo que querían, para «decirle al mundo que…»
  • Porque el ambiente festivo, un viernes a las ocho de la tarde, en un marco selecto en pleno centro de la ciudad
  • Porque era un nuevo reto que superaron con honores: fueron las auténticas estrellas entre muchas personas «importantes» que no conocían
  • Porque el Presidente de la Xunta llegó con toda la seriedad de la semana a cuestas y salió sonriente, relajado, comprendiendo…

Teníamos el feedback de pases en pequeños grupos y algunos visionados individuales, así que sabíamos que la película «sorprende», y nos parecía importante captarlo. Por eso, dentro de la sencillez del acto, planteamos una serie de entrevistas breves para recoger la espontanead del momento y que las palabras de otros, y no las nuestras, fueran elaborando el discurso.

Mientras el coloquio se prolongaba en la calle (parece que no estaba bien visto un cóctel dada la exigencia de sobriedad del momento) la magia de Belén (que puso palabras a la reflexión previa y compartiremos en breve) fue atrapando muchas sensaciones. Teníamos pendiente su publicación así que empezamos con la de Alberto Núñez Feijóo, Presidente de la Xunta de Galicia.

Y de paso aprovechamos para transcribir el contenido al español, por si a alguien le resulta más cómodo.

***

La entrevista a la salida del pase de Máscaras

Qué le pareció la película, ¿sorprendido? ¿era lo que esperaba?

No sabía exactamente lo que se podía esperar de una película así, con estos actores. Yo recomiendo a la gente que venga a ver algo diferente

¿Gratamente sorprendido entonces?

La verdad es que sí. La verdad es que después de ver esto se comprenden muchas más cosas pues que antes de verla, pues no se comprendían con tanta intensidad, por lo tanto felicitaciones a los actores, sobre todo a aquellos que hicieron posible todo este trabajo. Efectivamente la bondad del ser humano, la dignidad del ser humano, en esta película se ven claramente reflejadas.

Hablando puramente de la película, ¿que fue lo que más le gustó, el trato, los personajes? Algo que para usted destacara en esta película

Bueno, en primer lugar el cariño de la gente para tratar a los actores. En segundo lugar la determinación de los actores por mejorar y, sobre todo, un humor, un humor permanente en la película, un humor gallego que se ve en todas las intervenciones y, una cosa fundamental, el afán de superación de esta gente, hacer las cosas mejor, repetirlas mil veces…

Yo creo que es una película que la gente que no conoce este mundo pues merece la pena acercarse a ella porque va a tener una idea cuando vea a una persona con algún tipo de discapacidad por la calle se va acordar de esta película y lo va a entender mucho mejor.

Hablaba del humor gallego, desde Galicia para el mundo, y vemos que lo pequeño siempre se puede hacer grande, este es un buen ejemplo supongo

Sin duda, creo que la idea de hacer una película con estos actores, la idea de montarla como se montó, la idea de ver cómo van mejorando, como van prosperando… la idea de explicar como nació, cómo se repartieron los papeles, como escribieron las historias y cómo acabaron me parece que es una idea para un productor muy innovadora, muy nueva… Y hacer una película en un centro como Aspronaga, con estos actores, con estas deficiencias de expresión y audición… la verdad es que hay caras, expresiones, hay fotografías que son “excelentes”. Si pudiéramos parar la imagen y ver cada uno de los fotogramas que conforman esa imagen nos daríamos cuenta de que realmente detrás de todo esto hay oficio y detrás de todo esto hay talento.

Al final de la película vemos que efectivamente consiguieron su objetivo inicial que era rodar un corto. Las metas y los resultados no vienen solos, eso lo sabemos muy bien, y sobre todo en este momento de crisis pero, ahora… implicarse o morir

Sí, sí. Le decía al Presidente de la Fundación Barrié que todo esto es más difícil que la crisis, la determinación que pusieron ellos, el entusiasmo y el ánimo con que lo hicieron y que está detrás de todo este año de trabajo, que se dice pronto un año de trabajo, la verdad es que si toda la sociedad hiciéramos el mismo esfuerzo para salir de la crisis económica, “salíamos de la crisis económica”.

Seguramente. Y sólo para terminar, ¿ganas de ver el corto ahora que vio la película?

¡Claro, por supuesto! Creí que la íbamos a ver, yo estaba esperando a ver todo montado, pero… bueno, no nos lo enseñaron pero…

Ahora es la segunda parte, ¿no?

Pues si estamos invitados yo vendré

Publicación original: Web de la película Máscaras

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies